Aprende a catar vino paso a paso

Cata
Catar vino paso a paso

Una actividad muy recomendada para hacer con clientes y amigos es catar vinos, pues siempre resulta ser una experiencia divertida y una buena excusa para compartir un buen rato. No es necesario ser un catador profesional para organizar una cata de vinos aunque a simple vista pueda parecer complicado.

TEMÁTICA.

Lo primero que hay que buscar es el tema para la sesión de cata. Lo más fácil sería recurrir a una bodega para que su enólogo pudiese guiar la cata. Pero acaba siendo una sesión promocional de la bodega, con lo que se desaconseja.

PROFESIONAL.

Una vez se haya escogido el tema, hay que buscar el profesional que la guíe, que debe ser una persona conocedora de la temática a tratar.

SALA.

La sala donde se vaya a realizar la cata de vinos debe estar limpia y aireada, sin ningún olor que pueda distorsionar la detección de los aromas de los vinos, y con una buena luz.

MESA.

Disponer de una buena mesa donde haya espacio para que todos los asistentes puedan estar sentados en la cata, y cubierta con un mantel blanco, que es la mejor base para apreciar bien el color del vino.

VINOS.

Es conveniente tener los vinos que se vayan a catar en posición horizontal, por lo menos 48 horas antes de la cata, para que reposen, y a la temperatura de servicio ideal. Hay que contar una botella de vino para 10 personas, y tener alguna botella de más de cada tipo de vino por si aparece alguna defectuosa. En catas de vinos para iniciados, lo ideal serán unos 5 vinos, pero no muchos más, porque no están acostumbrados.

COPAS.

Es importante escoger las copas adecuadas. Hay miles de propuestas. Lo ideal es escoger copas versátiles, evitar las copas de flauta y Pompadour para los espumosos, así como las copas excesivamente anchas. El vidrio no debe ser demasiado grueso, la pierna de la copa tiene que ser alta y el ancho de la copa con un diámetro de unos 6 cm de diámetro.

Una vez escogidas las copas, lo mejor sería tener una copa para cada vino, para que se puedan ir comparando y se aprecie su evolución. Pero si no se tiene más que una copa o dos por persona, se deberán aclarar entre vino y vino, y enjuagarlas después con el vino que se vaya a servir, acción que se le llama envinar las copas.

RESTO DE MATERIAL.

A parte de las botellas de vino y las copas, hay que tener preparado el resto de material con antelación: los sacacorchos, los decantadores, las escupideras, las servilletas, el agua y el pan.

COMIDA.

Hay que procurar tener listo algo de comida para después, según la hora del día, algo de cena, de comida, de aperitivo,… Será el momento de relax y de comentar las cosas que hayan surgido durante la sesión.

FICHAS DE CATA.

Los asistentes agradecen poder llevarse a casa las fichas de cata de los vinos que se hayan catado, así como información de las bodegas, los viñedos, y otra información que pueda ser de utilidad y de recuerdo de su asistencia a la cata de vinos.

Anna Vicens

http://vinodelariojabio.es/blog/

 

Autor: miguel graham

El sello de ‘vino ecológico’ con el que se diferencia a estas botellas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *